El gen SOX10: clave para la formación de mielina

Los oligodendrocitos constituyen el tipo celular del sistema nervioso central encargado de producir la mielina, sustancia que recubre los axones neuronales y permite la transmisión de los impulsos nerviosos. Cuando el recubrimiento de mielina se altera, la transmisión de señales entre las neuronas es defectuosa, lo que puede dar lugar a enfermedades, como la esclerosis múltiple. Una de las terapias potenciales para este tipo de enfermedades es el trasplante de células productoras de mielina. Sin embargo, los métodos de diferenciación de células madre actuales tienen muchas limitaciones y obtener suficientes células para ser trasplantadas es una tarea laboriosa y poco eficiente.

Investigadores de la Universidad de Buffalo, EEUU, han identificado un gen cuya actividad induce la diferenciación de progenitores neurales en precursores de oligodendrocitos, resultado que tiene implicaciones importantes en el desarrollo de terapias para las enfermedades humanas que cursan con desmielinización.

Mediante análisis de microarrays y comparación de los perfiles de expresión de células progenitoras neurales y células progenitoras de oligodendrocitos, los investigadores identificaron 10 factores de transcripción expresados exclusivamente en las células precursoras de los oligodendrocitos. A continuación, introdujeron los genes correspondientes a esos factores de transcripción en progenitores neurales, para determinar cuáles de ellos convertían las células progenitoras neurales en progenitores de oligodendrocitos. De los 10, únicamente el gen SOX10 (SRY, sex determining región y-box 10) indujo la transformación. Además, SOX10 también es capaz de acelerar la diferenciación de los precursores en oligodendrocitos lo cual es relevante, ya que uno de los problemas de la esclerosis múltiple es que las células quedan paralizadas en el proceso de diferenciación. “En la esclerosis múltiple, en primer lugar, el sistema inmune ataca el cerebro, pero el éste es incapaz de repararse de forma efectiva “explica Fraser Sim, director del trabajo. “Si pudiéramos acelerar la etapa de regeneración facilitando la formación de oligodendrocitos, quizás podríamos mantener a los pacientes en un estadío de regresión de la esclerosis múltiple, menos devastador que los estadíos posteriores de progresión de la enfermedad.”

Referencia:  Wang J, et al. Transcription factor induction of human oligodendrocyte progenitor fate and differentiation. Proc Natl Acad Sci U S A. 2014 Jun 30. pii: 201408295.

Fuente: http://www.buffalo.edu/news/releases/2014/06/038.html

Imagen: National Institute on Aging [Public domain], via Wikimedia Commons

Imagen: National Institute on Aging [Public domain], via Wikimedia Commons

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.


Acepto el Aviso Legal

You may also like...

Deja un comentario