La sangre de los niños recuerda, a nivel molecular, la exposición prenatal al tabaco

Amparo Tolosa, Genética Médica News

 

Código epigenético.  Imagen: National Institute of General Medical Sciences.

Código epigenético. Imagen: National Institute of General Medical Sciences.

La secuencia de ADN de nuestro genoma, contiene la información necesaria para producir los tejidos y órganos de nuestro organismo y hacerlos funcionar. Paralelamente, en cada célula se producen diferentes modificaciones bioquímicas sobre el ADN, que crean un registro epigenético de las experiencias o exposición a factores y pueden regular la expresión de los genes.

Hace un par de años, un estudio mostraba que la cantidad de metilación -una de las marcas epigenéticas- en posiciones específicas del genoma de las células de la sangre del cordón umbilical, correlacionaba con el hecho de si la madre había fumado durante el embarazo. Un reciente trabajo, publicado en la revista Environmental Research ha ido más allá y estimado que la sangre de los niños de hasta 5 años contiene marcas derivadas de la exposición prenatal al tabaco.

Los investigadores evaluaron la metilación de las 26 posiciones genómicas previamente asociadas a la exposición prenatal en 572 niños de edades comprendidas entre los tres y cinco años y cruzaron la información obtenida con los datos de exposición al humo del tabaco durante el embarazo. De este modo, se encontró una importante concordancia entre ambos valores. Además, según el modelo utilizado los patrones de metilación permitían asignar la existencia exposición prenatal al tabaco con un 81% de precisión.

El trabajo demuestra que la huella del ambiente durante el embarazo puede permanecer años después del nacimiento y proporciona evidencias que apoyan la utilidad de la metilación del ADN como biomarcador de la exposición prenatal a un agente externo, como por ejemplo, tabaco. También plantea la posibilidad de detectar otras huellas moleculares epigenéticas, causadas por diferentes factores ambientales. “Con una muestra de sangre, podrías ser capaz de preguntar cuestiones de investigación que no se podían preguntar anteriormente,” indica Danielle Fallin, directora del trabajo. “El tabaco es una cosa. Sin embargo, si esto es posible para otro tipo de exposiciones podría suponer un cambio de paradigma.”

El ADN de la sangre de los niños de hasta 5 años contiene marcas derivadas de la exposición prenatal al tabaco.

El ADN de la sangre de los niños de hasta 5 años contiene marcas moleculares derivadas de la exposición prenatal al tabaco.

Los investigadores reconocen que la firma molecular obtenida, el patrón de metilación, podría también reflejar la exposición al tabaco tras el nacimiento. No obstante, no es posible que toda ella se deba a esta segunda exposición, dado que los datos muestran que en el momento del nacimiento ya se tiene la firma.

La metilación del ADN es un mecanismo central durante el desarrollo embrionario. Los siguientes pasos de la investigación estarán centrados en determinar si o cómo la huella epigenética dejada en el ADN durante el desarrollo puede influir sobre el resto de las etapas de la vida de un individuo, identificar otros perfiles epigenéticos causados por la exposición a otros factores ambientales y establecer posibles relaciones entre las marcas moleculares dejadas durante el desarrollo y la posterior aparición de enfermedades. “Si las firmas epigenéticas pueden ser identificadas para otro tipo de exposición ambiental, podrían proporcionar pistas de cómo ciertas exposiciones prenatales afectan a la salud potencialmente décadas después,” manifiesta Christine Ladd-Acosta, primera autora del trabajo.

Referencia: Ladd-Acosta C, et al. Presence of an epigenetic signature of prenatal cigarette smoke exposure in childhood. Environ Res. 2015. Doi: 10.1016/j.envres.2015.11.014

Fuente: Blood from small children ‘remembers’ prenatal smoking exposure. http://www.eurekalert.org/pub_releases/2015-11/jhub-bfs112315.php

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.


Acepto el Aviso Legal

You may also like...

1 Response

  1. Fernando Bosqued dice:

    La Revista cubre una necesidad imperiosa de información para mejorar la salud y la responsabilidad personal. Gracias.

Deja un comentario