¿Es la edición del genoma un arma de destrucción masiva?

Amparo Tolosa, Genética Médica News

 

La tecnología de edición del genoma o edición genómica se añade a llista de amenazas a la seguridad nacional en EE. UU. Imagen: Mehmet Pinarci (CC BY 2.0, https://creativecommons.org/licenses/by/2.0/).

La tecnología de edición del genoma o edición genómica se añade a llista de amenazas a la seguridad nacional en EE. UU. Imagen: Mehmet Pinarci (CC BY 2.0, https://creativecommons.org/licenses/by/2.0/).

La edición del genoma constituye uno de los mayores avances de la biotecnología de los últimos años. Como cualquier herramienta tecnológica, la capacidad para modificar el libro de instrucciones de un organismo puede ser utilizada con diferentes objetivos y aplicaciones, desde generar organismos destinados a la investigación o al control de plagas, a reparar errores genéticos responsables de causar enfermedades humanas sin tratamiento disponible.

En los últimos meses, la edición del genoma sido objeto de diversos debates en la comunidad científica, como por ejemplo, cuáles son los límites éticos de su utilización en humanos, especialmente en embriones, o cuáles serían las consecuencias de la liberación de organismos modificados en el medio ambiente.

Hace unos días, el director de la Agencia Nacional de Inteligencia de los EE.UU., James Clapper, añadía un nuevo nivel a los debates generados por la utilización de sistemas de edición del genoma, al incluir esta tecnología en la lista de amenazas a la seguridad nacional del país.

En el último informe sobre amenazas mundiales del Servicio de Inteligencia de los EE.UU. emitido el pasado 9 de febrero, la edición del genoma era incluida como arma de destrucción masiva en el mismo listado, que, por ejemplo, las armas químicas en Siria e Irak. El informe reconoce que este tipo de tecnologías tiene un doble uso, beneficioso y perjudicial, pero añade que debido a la globalización y al aumento de personal científicamente preparado, su difusión puede ser muy rápida a lo largo del globo y propiciar las intenciones de uso no adecuadas.

James Clapper indica que la investigación de la edición del genoma se lleva a cabo en países con diferentes estándares reguladores y éticos, lo que aumenta probablemente el riesgo de que se creen agentes biológicos potencialmente dañinos. Además, menciona que con el bajo coste y rápida evolución del desarrollo de la edición del genoma su utilización intencionada, deliberada o no, podría llevar a comprometer la seguridad nacional y otras implicaciones económicas.

En el informe se plantea también que tras el movimiento generado el último año en la comunidad científica fruto de la preocupación por la edición del genoma humano en la línea germinal y sus posibles efectos en la especie, la probabilidad de que los investigadores se enfrenten a otros retos asociados a la modificación del genoma es elevada.

La inclusión de la edición del genoma en la lista de amenazas globales, clara alusión a los recientes avances de la técnica CRISPR, ha supuesto una sorpresa para algunos expertos en bioarmas, como indica MIT Technology Review. El desarrollo de bioarmas está prohibido según un tratado de la Guerra Fría firmado por 172 países, entre ellos Estados Unidos, China y Rusia. Sin embargo, una de las ventajas de sistemas de edición como CRISPR es que son relativamente baratos y sencillos de diseñar (en teoría), lo que ha levantado la alerta de la agencia de inteligencia.

Fuentes:

La edición genética es un arma de destrucción masiva para la inteligencia de EEUU. http://www.technologyreview.es/biomedicina/49311/la-edicion-genetica-es-un-arma-de-destruccion/

Statement for the Record Worldwide Threat Assessment of the US Intelligence Community Senate Armed Services Committee http://www.dni.gov/files/documents/SASC_Unclassified_2016_ATA_SFR_FINAL.pdf

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.


Acepto el Aviso Legal

You may also like...

Deja un comentario