Las mujeres con mutaciones en el gen BRCA1 tienen una reserva ovárica menor

Amparo Tolosa, Genética Médica News

 

En ausencia de concentraciones óptimas de drogas en un compartimento anatómico, la adquisición de mutaciones no es ventajosa para el virus y, por lo tanto, estos cambios en los genomas son eliminados de la población.

La presencia de mutaciones en el gen BRCA1 no sólo afecta al riesgo a desarrollar cáncer de mama u ovario, sino que también puede afectar a otros procesos biológicos.

Un nuevo estudio publicado en Human Reproduction indica que la presencia de mutaciones en el gen BRCA1 podría afectar a la reserva ovárica, una de las características con las que se evalúa la fertilidad de una mujer.

Los genes BRCA1 y BRCA2 son conocidos principalmente por su relación con el cáncer. No en vano, sus nombres derivan de esta relación: BReast CAncer (cáncer de mama, en español). Las mujeres que contienen determinadas mutaciones en uno de estos dos genes tienen un riesgo aumentado a desarrollar cáncer de mama y de ovario, entre otros. Sin embargo, más allá de su importante papel en la aparición del cáncer, se desconoce qué otros efectos sobre el organismo puede tener la alteración de la función de ambos genes.

BRCA1 y BRCA2 codifican para proteínas que intervienen en la reparación de daños en el ADN, por lo que cuando no funcionan correctamente, los daños en el material hereditario pueden acumularse y favorecer la pérdida del control del ciclo celular, favoreciendo el inicio del cáncer. Recientemente, también se ha encontrado que BRCA1 es regulado por la actividad neuronal y contribuye a proteger el genoma de las células nerviosas.

Diferentes estudios han mostrado que la función protectora de las enzimas que participan en la reparación de daños disminuye con la edad y que la alteración en los mecanismos de reparación del ADN contribuye al envejecimiento de los ovocitos o gametos femeninos. Por esta razón, los investigadores se plantearon si las mutaciones en genes BRCA1 o BRCA2 podrían dar lugar a una menor reserva de ovocitos en las mujeres portadoras.

Para ello, los investigadores determinaron los niveles de hormona antimulleriana, marcador utilizado para estimar la reserva ovárica en mujeres portadoras de mutaciones en BRCA1 o BRCA2 y mujeres no portadoras de mutaciones pero pertenecientes a familias en las que sí se transmitían las mutaciones. Ninguna de las participantes tenía historia clínica de haber tenido cáncer, todas mantenían los dos ovarios y en ningún caso estaban embarazadas o amamantando a sus hijos. Además, los datos se ajustaron según la masa corporal, edad y uso de anticonceptivos.

El equipo encontró que las mujeres portadoras de mutaciones en BRCA1 tienen de media un 25% menos de hormona antimulleriana que las no portadoras, y además sus niveles estaban entre los más bajos del total. En el caso del gen BRCA2, no se encontraron resultados significativos respecto a la hormona antimulleriana.

Estos resultados implican que las mujeres con mutaciones en BRCA1 podrían tener una reserva ovárica reducida. Sin embargo, conviene tener en cuenta que los niveles de hormona antimulleriana (indicativos de la reserva ovárica) no son el único biomarcador que define la fertilidad femenina. Otros factores como la calidad de los óvulos también intervienen.

Los resultados del trabajo pueden ser relevantes en algunos contextos, como por ejemplo, cuando una mujer decide tener descendencia después de los 35, ya que en estos casos, su fertilidad ya está comprometida como consecuencia de la edad. “Nuestros resultados sugieren que las mujeres portadoras de la mutación en BRCA1 deberían intentar evitar retrasar el embarazo hasta la segunda mitad de los 30 o los 40, cuando la fertilidad es reducida como consecuencia de la edad,” manifiesta Kelly-Anne Phillips, primera autora del trabajo.” Para las mujeres que intentan concebir a los 20 años, cualquier diferencia en la reserva ovárica entre portadoras de mutación en BRCA1 y no portadoras probablemente no tenga significado clínico.”

Referencia: Phillips KA, et al. Anti-Müllerian hormone serum concentrations of women with germline BRCA1 or BRCA2 mutations. Hum Reprod. 2016. Doi: 10.1093/humrep/dew044

Fuente: BRCA1 gene mutation is linked to women having fewer eggs in their ovaries.  http://www.eurekalert.org/pub_releases/2016-04/esoh-bgm041816.php

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.


Acepto el Aviso Legal

You may also like...

Deja un comentario