Variantes genéticas comunes influyen en la probabilidad de tener gemelos - Genética Médica

Variantes genéticas comunes influyen en la probabilidad de tener gemelos

Amparo Tolosa, Genética Médica News

 

Por primera vez, un estudio genómico ha identificado una  variante genética que aumenta las probabilidades de una mujer a tener gemelos.

A pesar de ser algo normal en otras especies de mamíferos, en la especie humana la mayor parte de los embarazos transcurren con la concepción y desarrollo de un único embrión. Esta característica es el resultado de mecanismos biológicos propios de la especie que llevan a que durante el ciclo menstrual únicamente se seleccione un óvulo. No obstante, ocasionalmente se produce una interferencia en esta selección que da lugar a una ovulación múltiple. Es estos casos, cuando puede producirse un embarazo múltiple. La frecuencia de embarazos de gemelos dicigóticos, procedentes de la fecundación de dos óvulos diferentes por parte de sendos espermatozoides, varía entre los 6 y los 40 casos de cada 1.000 nacimientos, según la población.

Un estudio ha identificado variantes genéticas relacionadas con el riesgo a tener gemelos dicigóticos. Imagen: Donnie Ray Jones (CC BY 2.0, https://creativecommons.org/licenses/by/2.0/).

Un estudio ha identificado variantes genéticas relacionadas con la probabilidad a tener gemelos dicigóticos. Imagen: Donnie Ray Jones (CC BY 2.0, https://creativecommons.org/licenses/by/2.0/).

Los resultados de diferentes estudios previos apuntaban a la existencia de un componente genético importante en la probabilidad de tener gemelos dicigóticos. Sin embargo, hasta el momento, ningún trabajo había identificado un gen involucrado en este proceso.

En el artículo, dirigido por la Universidad Vrije de Amsterdam y recientemente publicado en el American Journal of Human Genetics, los investigadores llevaron a cabo un estudio de asociación del genoma completo en el que evaluaron polimorfismos genéticos distribuidos por todo el genoma en un total de 1.980 madres espontáneas de gemelos dicigóticos (no sometidas a tratamientos de fertilidad) y 12.953 controles. De este modo, el equipo identificó tres regiones cromosómicas asociadas a la probabilidad de tener gemelos dicigóticos, en las que se encontraban tres potenciales genes candidatos: FSHB, PGBD5 y SMAD3. De las tres regiones, únicamente las correspondientes a los genes FSHB y SMAD3 pudieron ser replicadas en una muestra independiente consistente en 3.597 madres de gemelos y 297.348 controles.

FSHB codifica para una hormona encargada de regular la fase folicular de la ovulación, entre otros procesos. Los investigadores evaluaron el efecto de la variante del gen asociada al riesgo a tener gemelos y encontraron que probablemente interfiere con su función, favoreciendo una ovulación múltiple. Respecto a la variante identificada en el gen SMAD3, los resultados apuntan a un papel en la regulación de la respuesta del ovario a la hormona folículo estimulante. Además, las variantes encontradas en ambos genes, también parecen estar asociadas a otros aspectos de la capacidad y salud reproductiva.

Por último, el equipo estimó que la probabilidad de una mujer a tener gemelos dicigóticos aumenta un 18% por cada alelo de riesgo en el gen FSHB (rs11031006-G) y un 9% por cada alelo de riesgo del gen SMAD3 (rs17293443-C).

Los resultados del trabajo son relevantes en varios aspectos. En primer lugar identifican variantes genéticas, comunes en la población, asociadas a la probabilidad a tener gemelos. Además, proporcionan nueva información sobre el funcionamiento de los ovarios y la maduración y selección de óvulos, que podría contribuir al desarrollo de nuevos y más precisos tratamientos de fertilidad. “Los resultados serán importantes para investigar la respuesta del ovario a la estimulación hormonal en reproducción asistida, como la fecundación in vitro, lo que hace que sean de gran interés para la investigación en infertilidad femenina,” manifiesta Nils Lambalk, profesor de Medicina Reproductiva y uno de los investigadores del equipo.

FSHB y SMAD3 son los primeros genes asociados la probabilidad de tener gemelos dicigóticos. Estudios futuros deberán abordar la identificación de otros genes implicados en este proceso, así como sus aplicaciones directas en el campo de la medicina reproductiva. “Desarrollar una prueba genética simple basada en los principales resultados podría asistir en la identificación de mujeres en riesgo a desarrollar una respuesta elevada al tratamiento hormonal y permitir su calibración para prevenir complicaciones graves del síndrome de hiperestimulación en la fecundación in vitro,” indica Hamdi Mbarek, primer autor del trabajo.

Referencia: Mbarek H, et al. Identification of Common Genetic Variants Influencing Spontaneous Dizygotic Twinning and Female Fertility. Am J Hum Genet. 2016. Doi: 10.1016/j.ajhg.2016.03.008

Fuente: Researchers find the genes that influence dizygotic twinning and fertility. http://www.eurekalert.org/pub_releases/2016-04/vua-rft042616.php

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.


He leído y acepto la política de privacidad. (Recibirás Genética Médica News en PDF cada 2 semanas en tu correo, así como los números de la revista Genética Médica y Genómica. Nuestros suscriptores también reciben cualquier novedad en cuanto a nuestros programas formativos, jornadas gratuitas y eventos en el área de la Genética Médica y Genómica.)

You may also like...

2 Responses

  1. Nelly O'Farrill dice:

    ¿Por qué hablan de la posibilidad de tener gemelos como un riesgo y no como algo deseable, extraordinario y positivo?

  2. Apreciada lectora:
    Hemos utilizado la palabra riesgo, no por ninguna connotación negativa, sino como terminología utilizada frecuentemente en estadística y epidemiología. Al hablar de riesgo aquí hablamos de probabilidad de que suceda. Lamentamos el malentendido y para evitar la mala interpretación hemos modificado “riesgo” por “probabilidad”.¡Un saludo!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Normas de uso

La Revista Genética Médica permite realizar comentarios sobre su contenido para favorecer la participación de los lectores, con el objetivo de ofrecer una plataforma de debate y discusión sobre los temas tratados.

El contenido de Genética Médica es de carácter general y tiene una finalidad informativa. La mención de cualquier método, terapia, tratamiento o servicio no debe ser considerado una garantía para su utilización. Determinar el adecuado tratamiento para un paciente es responsabilidad de los médicos y facultativos. La información proporcionada en Revista Genética Médica ha sido diseñada para apoyar, y en ningún caso reemplazar, la relación que existe entre un paciente y su médico.

Para asegurar que todos los lectores tienen una buena experiencia, la Revista Genética Médica solicita que los comentarios sigan unas normas básicas. Los comentarios son evaluados antes de su publicación y moderados por los miembros de la Oficina Editorial de Revista Genética Médica diariamente. Cualquier comentario que no cumpla los principios indicados no será publicado.

Los comentarios están abiertos al público general por lo que los lectores deben considerar que su contenido no necesariamente ha sido realizado por un profesional médico.

Los usuarios tendrán en cuenta que los comentarios serán públicos y cualquier persona con acceso a internet podrá verlos. Los usuarios pueden publicar información personal propia (teniendo en cuenta que será pública) pero no la de otras personas. Los comentarios no podrán ser modificados.

Los principios seguidos para la publicación de comentarios serán:

  • Todos los comentarios que contribuyan a enriquecer el contenido y calidad de los contenidos de Revista Genética Médica serán bienvenidos. Los usuarios se comprometen a proporcionar información veraz y contrastable. Cada usuario proporcionará referencias y/o enlaces que justifiquen sus afirmaciones sobre medicina y salud, siempre que no se trate de una experiencia personal vivida por él mismo.
  • En caso de mencionar publicaciones científicas o datos específicos, se citarán las fuentes que en el comentario.
  • Sólo se aceptará la presencia de enlaces en los comentarios cuando su contenido cumpla los principios de publicación de comentarios y estén relacionados con el tema.
  • En caso de mencionar publicaciones científicas o datos específicos, se citarán las fuentes que en el comentario.
  • Sólo se aceptará la presencia de enlaces en los comentarios cuando su contenido cumpla los principios de publicación de comentarios y estén relacionados con el tema.
  • No se aceptarán comentarios difamatorios o falsos, insultos, amenazas, o ajenos al tema del que trate el artículo. En la misma línea no se aprobará la publicación de comentarios con contenido xenófobo, racista, sexista, homófobo o discriminatorio hacia cualquier religión o colectivo.
  • Los mensajes escritos al completo en mayúsculas no serán aceptados.
  • Mensajes publicitarios, o de cuestiones no relacionadas con el tema del artículo no serán aprobados para su publicación.

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.

(function() { if (!window.mc4wp) { window.mc4wp = { listeners: [], forms : { on: function (event, callback) { window.mc4wp.listeners.push({ event : event, callback: callback }); } } } } })();


He leído y acepto la política de privacidad. (Recibirás Genética Médica News en PDF cada 2 semanas en tu correo, así como los números de la revista Genética Médica y Genómica. Nuestros suscriptores también reciben cualquier novedad en cuanto a nuestros programas formativos, jornadas gratuitas y eventos en el área de la Genética Médica y Genómica.)