Causas y consecuencias de los defectos de metilación en múltiples loci asociados a la impronta genética

 

Marta Sanchez-Delgado*

*Grupo de impronta genética y cáncer, Programa de Epigenética y Biología del Cáncer (PEBC) – Instituto de Investigación Biomédica de Bellvitge (IDIBELL), L’Hospitalet de Llobregat, 08908 Barcelona.

La impronta genética es un mecanismo epigenético que regula la expresión de un determinado número de genes mediante regiones diferencialmente metiladas. Como el resto del genoma, cada individuo tiene dos copias de estas regiones (loci), una de origen materno, y la otra de origen paterno, pero en este caso, únicamente una de las dos se expresa (en el ejemplo de la figura 1, la copia paterna del gen), mientras que la otra se encuentra silenciada y asociada a metilación del ADN – adición de un grupo metilo a la citosina del dinucleótido CpG – (en la figura 1, la copia materna). Cada loci regulado por impronta genética se encuentra asociado al menos a una región diferencialmente metilada establecida en los gametos, que se mantiene y resiste a la reprogramación epigenética producida durante el desarrollo embrionario (Figura 2).

Figura 1. Regulación por impronta genética. Las lineas negras representan hebras de ADN; las redondas negras son citosinas metiladas; las blancas, citosinas no metiladas; el rectángulo rojo claro, la copia del gen no expresada (origen materno) y el rectángulo azul junto con una flecha, la copia del gen expresada (origen paterno). Imagen cortesía de Marta Sánchez.

Figura 1. Regulación por impronta genética. Las lineas negras representan hebras de ADN; las redondas negras son citosinas metiladas; las blancas, citosinas no metiladas; el rectángulo rojo claro, la copia del gen no expresada (origen materno) y el rectángulo azul junto con una flecha, la copia del gen expresada (origen paterno). Imagen cortesía de Marta Sánchez.

Aunque las regiones diferencialmente metiladas representen una pequeña parte de la metilación total del ADN, su adquisición o protección defectuosa está asociada al desarrollo de enfermedades de la impronta. Algunos estudios muestran una mayor incidencia de estos trastornos en niños nacidos mediante Técnicas de Reproducción Asistida (TRA). De todos modos, esta posible asociación no tiene por qué ser debida a los procesos de manipulación llevada a cabo en las TRA, es posible que los defectos epigenéticos puedan hallarse de manera intrínseca en los gametos de los pacientes con problemas de fertilidad que optan por tener descendencia mediante estas técnicas.

Se han descrito 8 síndromes asociados a este tipo de defectos que generalmente se caracterizan por la expresión aberrante de uno o varios genes localizados en la misma región cromosómica (tabla 1). Este defecto se puede producir por varios mecanismos como mutaciones puntuales en el gen o su región reguladora, duplicaciones o deleciones de la región, disomías uniparentales (en las cuales las dos copias del cromosoma al que pertenece la región afectada provienen de un mismo progenitor) o bien, por defectos epigenéticos en la región diferencialmente metilada asociada. Sin embargo, existen casos descritos en los cuales se encuentra afectada la metilación de más de una región regulada por impronta genética. Por ello, para poder identificar las posibles causas de estos defectos en múltiples loci, se han buscado en diferentes pacientes con estas características, posibles mutaciones genéticas en los principales factores que protegen, mantienen o establecen la metilación asociada a impronta genética (Figura 2).

Figura 2. El ciclo vital de la metilación asociada a la impronta genética en ratón. Representación de sus principales fases y los factores que intervienen en cada una de ellas en el modelo mas estudiado: el ratón. : Reimpreso de Trends in Genetics, 32, Marta Sanchez-Delgado, Andrea Riccio, Thomas Eggermann, Eamonn R. Maher, Pablo Lapunzina, Deborah Mackay, David Monk. Causes and Consequences of Multi-Locus Imprinting Disturbances in Humans, 12, Copyright 2016, con el permiso de Elsevier. http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0168952516300312.

Figura 2. El ciclo vital de la metilación asociada a la impronta genética en ratón. Representación de sus principales fases y los factores que intervienen en cada una de ellas en el modelo mas estudiado: el ratón. : Reimpreso de Trends in Genetics, 32, Marta Sanchez-Delgado, Andrea Riccio, Thomas Eggermann, Eamonn R. Maher, Pablo Lapunzina, Deborah Mackay, David Monk. Causes and Consequences of Multi-Locus Imprinting Disturbances in Humans, 12, Copyright 2016, con el permiso de Elsevier. http://www.sciencedirect.com/science/article/pii/S0168952516300312.

El caso más estudiado de defectos en múltiples loci lo encontramos en pacientes de Diabetes Neonatal Transitoria (DNT). Este trastorno del metabolismo se encuentra asociado a la perdida de regulación por impronta genética en el dominio PLAGL1. Sin embargo, en el 50% de los pacientes dónde la causa son defectos epigenéticos, también tiene metilación aberrante en otras regiones reguladas por impronta genética y en muchos de ellos se han descrito mutaciones en el gen ZFP57, que codifica para la síntesis de una proteína clave en la protección y mantenimiento de las regiones diferencialmente metiladas durante el desarrollo embrionario. Debido a estas características, no es de extrañar que por lo general, los pacientes con DNT asociados a mutación en ZFP57 tengan defectos menos severos, puesto que éste no se ha producido en la adquisición de metilación, sino que ha ocurrido más adelante en el desarrollo embrionario y por lo tanto, no todas las células del paciente se verán afectadas.

Tabla 1: Enfermedades de impronta – defectos en múltiples loci.

Tabla 1: Enfermedades de impronta – defectos en múltiples loci.

Existe un caso severo de defectos en múltiples loci dónde todas las regiones de metilación materna asociadas a la impronta genética se ven afectadas: las molas hidatiformes recurrentes. Las molas hidatiformes completas son embarazos aberrantes caracterizados por el crecimiento excesivo de tejido placentario sin feto, que si no es detectado a tiempo, puede derivar en cáncer. Por lo general, suelen ser esporádicas y originadas por la fusión de dos espermatozoides en un ovocito sin núcleo, pero existe una forma recurrente originada por una fertilización normal donde contribuye un espermatozoide y un ovocito. La mayoría de las mujeres con estas formas de molas recurrentes tienen mutadas las dos copias del gen NLRP7, sugiriendo que codifica para una proteína clave en la adquisición o protección de la metilación materna asociada a la impronta genética. Aunque todavía no se ha descrito el papel de los genes NLRP en éste mecanismo epigenético, cada vez existen más evidencias de su importancia: en 2009 se describió un caso de síndrome de Beckwith-Wiedemann asociado a una mutación en NLRP2 y recientemente se han descrito 5 casos de defectos en múltiples loci asociados a mutaciones en NLRP5.

En definitiva, hasta la fecha se han descrito cinco mutaciones causantes de defectos de metilación en multiples loci (ZFP57, NLRP2, NLRP5 y los casos mas severos asociados a NLRP7), indicando que estos factores son clave para el establecimiento, protección o mantenimiento de la metilación asociada a la impronta genética.

Referencias:

Sanchez-Delgado M, et al. Causes and Consequences of Multi-Locus Imprinting Disturbances in Humans, Trends in Genet. 2016 May 24; pii: S0168-9525(16)30031-2. doi: 10.1016/j.tig.2016.05.001.

Sanchez-Delgado M, et al. “Causas y consecuencias de los defectos de metilación en múltiples loci en trastornos asociados a la impronta genómica”. En: Guiomar Pérez de Nanclares, Pablo Lapunzina (eds.) Enfermedades de impronta – Guías de buena práctica clínica. Primera edición. 2016. pp. 223-256. ISBN: 978-84-608-2142-7.

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.


Acepto el Aviso Legal

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Normas de uso

La Revista Genética Médica permite realizar comentarios sobre su contenido para favorecer la participación de los lectores, con el objetivo de ofrecer una plataforma de debate y discusión sobre los temas tratados.

El contenido de Genética Médica es de carácter general y tiene una finalidad informativa. La mención de cualquier método, terapia, tratamiento o servicio no debe ser considerado una garantía para su utilización. Determinar el adecuado tratamiento para un paciente es responsabilidad de los médicos y facultativos. La información proporcionada en Revista Genética Médica ha sido diseñada para apoyar, y en ningún caso reemplazar, la relación que existe entre un paciente y su médico.

Para asegurar que todos los lectores tienen una buena experiencia, la Revista Genética Médica solicita que los comentarios sigan unas normas básicas. Los comentarios son evaluados antes de su publicación y moderados por los miembros de la Oficina Editorial de Revista Genética Médica diariamente. Cualquier comentario que no cumpla los principios indicados no será publicado.

Los comentarios están abiertos al público general por lo que los lectores deben considerar que su contenido no necesariamente ha sido realizado por un profesional médico.

Los usuarios tendrán en cuenta que los comentarios serán públicos y cualquier persona con acceso a internet podrá verlos. Los usuarios pueden publicar información personal propia (teniendo en cuenta que será pública) pero no la de otras personas. Los comentarios no podrán ser modificados.

Los principios seguidos para la publicación de comentarios serán:

  • Todos los comentarios que contribuyan a enriquecer el contenido y calidad de los contenidos de Revista Genética Médica serán bienvenidos. Los usuarios se comprometen a proporcionar información veraz y contrastable. Cada usuario proporcionará referencias y/o enlaces que justifiquen sus afirmaciones sobre medicina y salud, siempre que no se trate de una experiencia personal vivida por él mismo.
  • En caso de mencionar publicaciones científicas o datos específicos, se citarán las fuentes que en el comentario.
  • Sólo se aceptará la presencia de enlaces en los comentarios cuando su contenido cumpla los principios de publicación de comentarios y estén relacionados con el tema.
  • En caso de mencionar publicaciones científicas o datos específicos, se citarán las fuentes que en el comentario.
  • Sólo se aceptará la presencia de enlaces en los comentarios cuando su contenido cumpla los principios de publicación de comentarios y estén relacionados con el tema.
  • No se aceptarán comentarios difamatorios o falsos, insultos, amenazas, o ajenos al tema del que trate el artículo. En la misma línea no se aprobará la publicación de comentarios con contenido xenófobo, racista, sexista, homófobo o discriminatorio hacia cualquier religión o colectivo.
  • Los mensajes escritos al completo en mayúsculas no serán aceptados.
  • Mensajes publicitarios, o de cuestiones no relacionadas con el tema del artículo no serán aprobados para su publicación.

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.

(function() { if (!window.mc4wp) { window.mc4wp = { listeners: [], forms : { on: function (event, callback) { window.mc4wp.listeners.push({ event : event, callback: callback }); } } } } })();


Acepto el Aviso Legal