Danagen

Activación de la microglía sin neurodegeneración en un modelo de déficit de glucocerebrosidasa en neuronas dopaminérgicas

 

Federico N. Soria

Institut des Maladies Neurodégénératives, CNRS & Université de Bordeaux, Francia

 

glucocerebrosidasa

las mutaciones en el gen GBA1 son el factor de riesgo genético más común para el Parkinson. Imagen: Enzima beta-glucocerebrosidasa visualizada con NGL viewer, PDB 1OGS.

La enfermedad de Gaucher es una enfermedad genética causada por la mutación del gen GBA1, que provoca un déficit de la enzima beta-glucocerebrosidasa, responsable de la degradación de un tipo de lípidos conocido como glucocerebrósidos. La falta de glucocerebrosidasa genera una acumulación de lípidos en los lisosomas, los orgánulos responsables de la degradación y digestión de moléculas a nivel celular. Este procesamiento de biomoléculas es necesario para mantener la homeostasis celular, así como para descartar ciertas proteínas anómalas que podrían tener efectos tóxicos.

Entre estas moléculas “toxicas”, se encuentran ciertas conformaciones de la alfa-sinucleína, una proteína presente principalmente en las sinapsis neuronales cuya agregación conduce a la formación de cuerpos de Lewy, la característica distintiva de la enfermedad de Parkinson. Los individuos que portan la mutación de GBA1 en sólo uno de los cromosomas (heterocigotos) no desarrollan la enfermedad de Gaucher, pero sí presentan mayor susceptibilidad para sufrir enfermedad de Parkinson o demencia con cuerpos de Lewy. En efecto, las mutaciones en el gen GBA1 son el factor de riesgo genético más común para el Parkinson. Sin embargo, el mecanismo por el cual GBA1 está relacionado con el elevado riesgo de esta enfermedad no está aún elucidado.

Células microgliales activadas en el ratón DAT-GBA-KO. Imagen cortesía de Federico Soria.

 

Estudiar la enfermedad de Gaucher y su conexión con el Párkinson en modelos animales es particularmente difícil. La generación de modelos de animales transgénicos donde el gen GBA1 esté suprimido no ha tenido mucho éxito, principalmente porque estos animales mueren a las pocas horas de vida debido a graves problemas en la piel. En este trabajo, nuestro equipo liderado por los doctores P.O. Fernagut y E. Bezard, del Instituto de Enfermedades Neurodegenerativas (IMN) de Burdeos, en conjunto con investigadores del Instituto Vall d’Hebron de Barcelona, ha generado un modelo animal donde la supresión del gen GBA1 está restringida a las neuronas dopaminérgicas (las neuronas que mueren en la enfermedad de Parkinson), con el objeto de poder estudiar las consecuencias de la ausencia de glucocerebrosidasa en animales adultos, sometidos a distintos paradigmas experimentales relacionados con la acumulación de alfa-sinucleína y la enfermedad de Parkinson.

Al comparar ratones sin GBA1 en las neuronas dopaminérgicas con animales wild-type, no encontramos diferencias significativas en la función motora, degeneración neuronal o acumulación de alfa-sinucleína, incluso en experimentos donde formas mutadas “tóxicas” de ésta proteína fueron sobre-expresadas en la substantia nigra (la región donde mueren las neuronas dopaminérgicas en el Parkinson) mediante un vector viral. Por el contrario, la activación de la microglía fue marcadamente superior en los animales mutantes, lo que sugiere una comunicación entre las neuronas con ausencia de GBA1 y las células microgliales wild-type. Estos resultados sugieren una asociación entre la acumulación de cerebrósido y la neuroinflamación, y abren el camino para investigar más en detalle el papel de la glía en el link entre GBA1 y Parkinson, independiente de la degeneración dopaminérgica y la acumulación de alfa-sinucleína.

Referencia: Soria FN, et al. Glucocerebrosidase deficiency in dopaminergic neurons induces microglial activation without neurodegeneration. Hum Mol Genet. 2017 May 17. doi: http://dx.doi.org/10.1093/hmg/ddx120

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.


Acepto el Aviso Legal

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Normas de uso

La Revista Genética Médica permite realizar comentarios sobre su contenido para favorecer la participación de los lectores, con el objetivo de ofrecer una plataforma de debate y discusión sobre los temas tratados.

El contenido de Genética Médica es de carácter general y tiene una finalidad informativa. La mención de cualquier método, terapia, tratamiento o servicio no debe ser considerado una garantía para su utilización. Determinar el adecuado tratamiento para un paciente es responsabilidad de los médicos y facultativos. La información proporcionada en Revista Genética Médica ha sido diseñada para apoyar, y en ningún caso reemplazar, la relación que existe entre un paciente y su médico.

Para asegurar que todos los lectores tienen una buena experiencia, la Revista Genética Médica solicita que los comentarios sigan unas normas básicas. Los comentarios son evaluados antes de su publicación y moderados por los miembros de la Oficina Editorial de Revista Genética Médica diariamente. Cualquier comentario que no cumpla los principios indicados no será publicado.

Los comentarios están abiertos al público general por lo que los lectores deben considerar que su contenido no necesariamente ha sido realizado por un profesional médico.

Los usuarios tendrán en cuenta que los comentarios serán públicos y cualquier persona con acceso a internet podrá verlos. Los usuarios pueden publicar información personal propia (teniendo en cuenta que será pública) pero no la de otras personas. Los comentarios no podrán ser modificados.

Los principios seguidos para la publicación de comentarios serán:

  • Todos los comentarios que contribuyan a enriquecer el contenido y calidad de los contenidos de Revista Genética Médica serán bienvenidos. Los usuarios se comprometen a proporcionar información veraz y contrastable. Cada usuario proporcionará referencias y/o enlaces que justifiquen sus afirmaciones sobre medicina y salud, siempre que no se trate de una experiencia personal vivida por él mismo.
  • En caso de mencionar publicaciones científicas o datos específicos, se citarán las fuentes que en el comentario.
  • Sólo se aceptará la presencia de enlaces en los comentarios cuando su contenido cumpla los principios de publicación de comentarios y estén relacionados con el tema.
  • En caso de mencionar publicaciones científicas o datos específicos, se citarán las fuentes que en el comentario.
  • Sólo se aceptará la presencia de enlaces en los comentarios cuando su contenido cumpla los principios de publicación de comentarios y estén relacionados con el tema.
  • No se aceptarán comentarios difamatorios o falsos, insultos, amenazas, o ajenos al tema del que trate el artículo. En la misma línea no se aprobará la publicación de comentarios con contenido xenófobo, racista, sexista, homófobo o discriminatorio hacia cualquier religión o colectivo.
  • Los mensajes escritos al completo en mayúsculas no serán aceptados.
  • Mensajes publicitarios, o de cuestiones no relacionadas con el tema del artículo no serán aprobados para su publicación.

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.

(function() { if (!window.mc4wp) { window.mc4wp = { listeners: [], forms : { on: function (event, callback) { window.mc4wp.listeners.push({ event : event, callback: callback }); } } } } })();


Acepto el Aviso Legal