Danagen

Olaparib, un fármaco prometedor para tratar el cáncer de mama BRCA

 

Sara Torres Esquius

Vall d’Hebron Instituto de Oncologia (VHIO)

 

olaparib

El olaparib, un fármaco aprobado por la FDA para tratar el cáncer de ovario muestra resultados prometedores en el tratamiento del cáncer de mama con mutación germinal en genes BRCA.

El olaparib ofrece mejores resultados que la quimioterapia convencional en el tratamiento del cáncer de mama metastásico con mutación germinal en BRCA. El riesgo de progresión, la eficacia y la toxicidad son mejores que los tratamientos usados hasta el momento.

Los resultados de la fase III del estudio OlympiaAD indican que el olaparib podría ser un mejor tratamiento para las pacientes portadoras de una mutación en los genes BRCA.

El tratamiento con Olaparib (Lynparza) proporciona un beneficio significativo en pacientes con una mutación en los genes BRCA1 o BRCA2 con cáncer de mama metastásico HER2 negativo, comparado con la quimioterapia convencional. Estos son los resultados de un estudio presentado en el Congreso Anual de la Sociedad Americana de Oncología Clínica (ASCO) celebrado del 2 al 6 de Junio en Chicago (EE.UU.), y publicados paralelamente en The New England Journal of Medicine.

El estudio revela que las pacientes tratadas con olaparib han tenido un tiempo de supervivencia libre de progresión (SLP) 2.8 meses superior a las tratadas con quimioterapia convencional y el riesgo de progresión de la enfermedad o muerte ha sido un 42% más bajo con olaparib que con la terapia estándar

El ensayo, que fue seleccionado entre las mejores contribuciones de ASCO por su importancia tanto para los pacientes como para los médicos, también muestra una mejora en la tasa de respuesta (59.5% de respuesta en olaparib frente 28.8% en el grupo de quimioterapia convencional), y una menor toxicidad al tratamiento. El efecto adverso más notable fue la anemia. Aun así, el porcentaje de efectos adversos graves se vio reducido con el nuevo tratamiento. Sólo un 36.6% de los pacientes tratados con olaparib mostraron efectos adversos de grado 3 o superior, frente un 50.5% en las pacientes tratadas con quimioterapia convencional.

El olaparib ya fue aprobado en 2014 por la FDA (Administración de Medicamentos y Alimentos de EEUU) para tratar de cáncer de ovario avanzado en pacientes con mutación germinal en BRCA.

Los genes BRCA son “genes supresores de tumores” que sintetizan proteínas encargadas de reparar daños en el genoma, en particular los daños en la doble cadena de ADN. El olaparib –cuyo nombre completo es poly (ADP-ribose) polymerase (PARP) inhibitor – aprovecha esta debilidad para atacar a las células cancerosas deficientes en BRCA e incapaces de reparar el daño en el ADN causando lo que se denomina “letalidad sintética”.

Estos nuevos resultados apuntan a que el cáncer de mama podría beneficiarse del mismo mecanismo de acción.

El doctor Mark E Robson, a cargo de la presentación que mostró los resultados en el congreso, afirmó que el OlympiAD es el primer estudio fase III en cáncer de mama metastásico que demuestra los beneficios de los inhibidores del PARP frente a la terapia convencional. Este estudio es la prueba de que los cánceres de mama con defectos específicos en la reparación del DNA son sensibles a terapias dirigidas que explotan este defecto.

El olaparib ofrece mejores resultados que la quimioterapia convencional en el tratamiento del cáncer de mama metastásico con mutación germinal en BRCA. Imagen por resonancia magnética de un pecho. Imagen: Dr. Steven Harmes. Baylor University Medical Center (National Institute of Cancer).

El diseño del estudio

El estudio OlympiAD es un estudio randomizado y multicéntrico que ha finalizado con éxito la fase III. Su objetivo era comparar la eficacia y la seguridad del olaparib en monoterapia frente a una terapia convencional (un solo agente quimioterapéutico a elección del médico responsable) en pacientes con una mutación en el gen BRCA1 o BRCA2 en línea germinal, con cáncer de mama metastásico HER2 negativo (un subtipo del cáncer de mama que no expresa el receptor 2 de factor de crecimiento epidérmico humano).

Desde abril de 2014 hasta noviembre de 2015, 302 pacientes con mutación en BRCA1 o 2 y cáncer de mama metastásico HER2 negativo fueron incluidas en el estudio. 205 recibieron olaparib en pastillas, 300 mg dos veces al día, mientras que 97 recibían un tratamiento de quimioterapia estándar a elección del oncólogo (capecitabina, eribulina o vinorelbina), con un tiempo aproximado de seguimiento de 14 meses para los dos grupos.

Los resultados mostraron un tiempo de SLP de 7 meses en el grupo tratado con olaparib, en comparación con 4.2 meses en el grupo control.  Las tasas de respuesta también fueron mejores en el grupo olaparib que en el control, de 59.9% y 28.8% respectivamente. Sin embargo, en el momento de analizar los datos, no había una diferencia significativa en la supervivencia global, aunque esto podría deberse a que muchas pacientes del grupo control recibieron inhibidores del PARP, terapias basadas en platino y otras quimioterapias citotóxicas tras el progreso de la enfermedad. En cuanto a los efectos adversos de grado 3 o mayor, ocurrieron en un 36.6% en los pacientes del grupo olaparib y en un 50.5% en el grupo control.

Importancia en el cáncer de mama Triple Negativo

El cáncer de mama Triple Negativo (TN) es un subtipo del cáncer de mama con mal pronóstico. Alrededor del 80% de los cánceres de mama asociados a mutaciones germinales en el gen BRCA1 son TN. Durante años se han buscado, sin éxito claro, tratamientos específicos para este subtipo del cáncer de mama. Este fármaco  podría suponer una mejora en el tratamiento de los cánceres TN, al menos en aquellos asociados a una mutación en el gen BRCA1.

Referencia: Robson M et al. Olaparib for Metastatic Breast Cancer in Patients with a Germline BRCA Mutation. N Engl J Med. 2017 Jun 4. doi: 10.1056/NEJMoa1706450.

Fuentes:

YNPARZA™ (olaparib) significantly reduces the risk of disease worsening or death in patients with BRCA-mutated metastatic breast cancer. https://www.astrazeneca-us.com/media/press-releases/2017/lynparza-olaparib-significantly-reduces-the-risk-of-disease-worsening-or-death-in-patients-with-brca-mutated-metastatic-breast-cancer-06042017.html

Olaparib Slows Growth of BRCA-Related Metastatic Breast Cancer. https://www.asco.org/about-asco/press-center/news-releases/olaparib-slows-growth-brca-related-metastatic-breast-cancer

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.


Acepto el Aviso Legal

You may also like...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Normas de uso

La Revista Genética Médica permite realizar comentarios sobre su contenido para favorecer la participación de los lectores, con el objetivo de ofrecer una plataforma de debate y discusión sobre los temas tratados.

El contenido de Genética Médica es de carácter general y tiene una finalidad informativa. La mención de cualquier método, terapia, tratamiento o servicio no debe ser considerado una garantía para su utilización. Determinar el adecuado tratamiento para un paciente es responsabilidad de los médicos y facultativos. La información proporcionada en Revista Genética Médica ha sido diseñada para apoyar, y en ningún caso reemplazar, la relación que existe entre un paciente y su médico.

Para asegurar que todos los lectores tienen una buena experiencia, la Revista Genética Médica solicita que los comentarios sigan unas normas básicas. Los comentarios son evaluados antes de su publicación y moderados por los miembros de la Oficina Editorial de Revista Genética Médica diariamente. Cualquier comentario que no cumpla los principios indicados no será publicado.

Los comentarios están abiertos al público general por lo que los lectores deben considerar que su contenido no necesariamente ha sido realizado por un profesional médico.

Los usuarios tendrán en cuenta que los comentarios serán públicos y cualquier persona con acceso a internet podrá verlos. Los usuarios pueden publicar información personal propia (teniendo en cuenta que será pública) pero no la de otras personas. Los comentarios no podrán ser modificados.

Los principios seguidos para la publicación de comentarios serán:

  • Todos los comentarios que contribuyan a enriquecer el contenido y calidad de los contenidos de Revista Genética Médica serán bienvenidos. Los usuarios se comprometen a proporcionar información veraz y contrastable. Cada usuario proporcionará referencias y/o enlaces que justifiquen sus afirmaciones sobre medicina y salud, siempre que no se trate de una experiencia personal vivida por él mismo.
  • En caso de mencionar publicaciones científicas o datos específicos, se citarán las fuentes que en el comentario.
  • Sólo se aceptará la presencia de enlaces en los comentarios cuando su contenido cumpla los principios de publicación de comentarios y estén relacionados con el tema.
  • En caso de mencionar publicaciones científicas o datos específicos, se citarán las fuentes que en el comentario.
  • Sólo se aceptará la presencia de enlaces en los comentarios cuando su contenido cumpla los principios de publicación de comentarios y estén relacionados con el tema.
  • No se aceptarán comentarios difamatorios o falsos, insultos, amenazas, o ajenos al tema del que trate el artículo. En la misma línea no se aprobará la publicación de comentarios con contenido xenófobo, racista, sexista, homófobo o discriminatorio hacia cualquier religión o colectivo.
  • Los mensajes escritos al completo en mayúsculas no serán aceptados.
  • Mensajes publicitarios, o de cuestiones no relacionadas con el tema del artículo no serán aprobados para su publicación.

Si te ha gustado el artículo, suscríbete ahora de forma gratuita a la Revista Genética Médica y recíbela cada 2 semanas.

(function() { if (!window.mc4wp) { window.mc4wp = { listeners: [], forms : { on: function (event, callback) { window.mc4wp.listeners.push({ event : event, callback: callback }); } } } } })();


Acepto el Aviso Legal